"Con ellos comparto y con ellos recuerdo"

martes, 29 de septiembre de 2009

¿PARA QUE TENER SUEÑOS LUCIDOS?




Para que tener un sueño lucido
Quién lo ha experimentado espontáneamente sabe de la inmensa sensación de poder que nos invade cuando dentro del sueño, sabemos que estamos soñando. Somos dueños y señores en ese mundo. Las reglas las ponemos nosotros. Nuestros deseos se hacen realidad.
Pero la primera y principal causa que hace de la lucidez una herramienta fundamental para manejarnos por los sueños son las temibles pesadillas, y sueños desagradables.
A veces, mientras dormimos, el inconsciente nos juega una mala pasada, y nuestro sueño nos tortura con los peores sufrimientos. Inadvertidos de que es una ficción, nos preocupamos y atormentamos como si fuera la vida real, y el alivio recién llega al despertar.
Caemos desde alturas inconmensurables, somos perseguidos por personajes siniestros, muere la gente que amamos, somos traicionados, burlados, encerrados...
Son "sólo sueños" pero sin embargo nos conmueven desde lo más profundo. Quizás despertamos sobresaltados, el corazón nos late fuerte, y hasta tenemos ganas de llorar. En fin, son una verdadera pesadilla.
¿Como librarnos de ellas? ¡¡Con la ayuda de la lucidez!!
Si en una pesadilla nos damos cuenta de que estamos soñando (y como ya verán esto es fácil con un poco de práctica) primero nos tranquilizamos: sabemos que lo malo que ha sucedido o está sucediendo no es real. Luego que nos reafianzamos en la lucidez, estamos en condiciones de tomar control del sueño. Así, podemos despertarnos si lo deseamos o, mejor aún, ejercer nuestro poder para transformar el sueño en lo que más deseemos. Los monstruos y las desgracias dejadas atrás, podemos sumergirnos en un sueño maravilloso y... ¡Pesadilla terminada!
Más allá de esta función "de rescate" los sueños lúcidos sirven también para:
Sentir bienestar y felicidad:
Simplemente al tomar conciencia nos dedicamos a hacer lo que nos gusta: volar por los aires, flotar en el agua sin necesidad de respirar, pasear por los lugares más hermosos, comer los mejores manjares, encontrarnos con la gente que queramos, concretar las aventuras románticas más esperadas... En nuestros sueños lúcidos somos como "magos". Cuando aprendemos a ejercer el poder podemos lograr lo que sea que deseemos. ¡Los límites sólo los pone la imaginación!
Inspiración, arte y creatividad:
Para cualquier tipo de arte los sueños lúcidos pueden ser una excelente fuente de inspiración. Con la práctica necesaria para recordar lo que se crea dentro del sueño, y la suficiente concentración como para programarse antes de dormir a crear ni bien se adquiera el estado de lucidez, encontramos una puerta abierta a nuestro centro creador, mucho más directa que la que tenemos en estado de vigilia. Muchos pintores, poetas y músicos utilizan esta técnica. Y a su vez, la mayoría de las personas que buscan y consiguen tener sueños lúcidos con regularidad tienen una faceta artística. Son dos cosas muy relacionadas.
Sólo se trata de decirse a uno mismo en el estado de sueño lúcido:
"Quiero que aparezca una tela en blanco y pinturas" y comenzar a pintar. O se hace aparecer el instrumento que uno toca y se compone una canción. O un lápiz y papel y escribimos un cuento, poesía, composición, o un capítulo de nuestra novela.
La creatividad surge increíblemente sin trabas, y a toda velocidad. Porque estamos allí, al lado de nuestro inconsciente, sin intermediarios.
La otra técnica es encontrar las cosas ya creadas. Por ejemplo "Quiero ver un cuadro hermoso" o escuchar una melodía, o "ver en la tele" una buena historia. Esas también son creaciones nuestras, aunque en el momento nos lleguen como ajenas. Sobre estas, tenemos aún menos control conciente por lo que suelen salir cosas loquísimas, surrealistas, extrañas, y a veces de gran valor artístico.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...