"Con ellos comparto y con ellos recuerdo"

domingo, 8 de enero de 2012

NO REACCIONES, NO TE IDENTIFIQUES, PERMANECE ALERTA , OBSERVA.

Cuando Gurdjieff tenia nueve años... se acercó para escuchar a su anciano padre que le dijo:
Es una cosa muy simple: si alguien te insulta, escucha en silencio, atentamente, con detalle, lo que te esté diciendo, las implicaciones. Y luego dile a esa persona: " te agradezco que te hayas tomado tanto interés por mí. Dentro de 24 horas vendré y te contestaré. Tengo que hacerlo así, pués es una promesa que le hice a mi padre en su lecho de muerte".
Y cuando Gurdjieff era anciano le dijo a sus dicípulos: Este simple principio me ayudó inmensamente, porque ¿quién sigue enfadado después de 24 horas?
Después de haberlo considerado durante 24 horas, o te das cuenta de que... o bien está en lo cierto, y si está en lo cierto no hay de qué preocuparse, lo mejor es que tú cambies, o bien está equivocado. En cuyo caso tampoco hay ninguna razón para preocuparse. El problema es suyo, no tuyo.
Un hombre que está completamente despierto permanece inmaculado haga lo que haga, porque será una respuesta. Será un puro reflejo del espejo, sin juicios.

6 comentarios:

Runas dijo...

Lo de contar hasta diez antes de responder es mas rápido, pero creo que esto es mas efectivo, aunque no se si durante esas 24 horas no se termina uno comiendo el coco sobre lo que debe o no debe hacer. Un beso

luzysolyluna dijo...

Hola Salva. Consejo muy sabio, si lo hicieramos asi, no habria guerras, enfados, ni nada de nada.
Es dificil, pero no imposible. A intentar toca, al menos intentar no responder a la ofensa en igual medida, y lo que aqui conseja, se es necio no hacer caso, y si es cierto, pues si dice la verdad no te vas a enfadar.
Buf. cuesta , pero habra que intentar.
Un abrazo.

Miluna dijo...

que lindo salva y muy inteligente para que mas tiempo enfadados ..

si al final no te llevan a ningun sitio solo a estar mal..


besos y sonrisas...

Londonnek dijo...

Pues si, nadie puede herirnos sin nuestro consentimiento. Pueden lanzarnos una ofensa pero que nos resbale o que la hagamos nuestra solo depende de nosotros. El no sentirse herido por los ataques de otra persona depende de nuestra propia seguridad y autoestima.
Buena enseñanza Salva.

teresa dijo...

Salva, buen consejo que lo suelo utilizar.
Muchas veces cuando me sofoco y me salgo un poco de control prefiero dejar el asunto para el dia siguiente para seguirlo y siempre me es positivo haberlo dejado.
Buen ejemplo el que nos regalas mi querido amigo.
Un abrazo.

Hada Saltarina dijo...

Buena reflexión! Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...